Las redes sociales no son juego de niños

Si bien es cierto que son cada vez más los niños menores de 13  años que ostentan tener sus propias redes sociales, no significa esto que debamos mirar hacia otra parte o pensar que esto es algo que no se puede controlar, o que “qué más da, son cosas de la nueva generación”. La mayoría de adultos tenemos la falsa creencia que eso de las redes sociales es para los jóvenes, y somos una minoría la que hacemos un uso permanente de ellas, en comparación con el porcentaje de menores que “asegura” tener redes sociales.

publicar-fotos-ninos-bebes-redes-sociales-privacidad

 

El uso de redes sociales por menores de 13 años no está permitido por ley, sin la debida autorización de los tutores legales del menor, así que las preguntas que deberíamos hacernos serían:

  1. ¿Estoy dispuesto a enseñar a mi hijo/hija el uso responsable y la etiqueta de internet, de modo tal que pueda hacer un uso de las redes sociales y asumir todas las consecuencias?
  2. ¿Tengo el tiempo y los conocimientos para enseñar a mis hijos a usar con responsabilidad esas redes?
  3. ¿Conozco los términos y condiciones de uso de las redes sociales a las que quiere acceder mi hijo/hija? ¿Estoy de acuerdo con sus políticas de privacidad? ¿Puedo incumplir sus normas de uso autorizando a mi hijo/hija a pesar de no tener la edad mínima requerida?
  4. ¿Estoy dispuesto a hacer un acompañamiento y una supervisión parental consciente para evitar los riesgos y ayudar a encontrar soluciones en caso de problemas derivados del uso de las redes sociales por parte de mis hijos?
  5. ¿Es realmente necesario que mi hijo/hija tenga un perfil en las redes sociales? Y si la respuesta es si, ¿es necesario que lo tenga en su dispositivo móvil o mejor en el mío bajo mi supervisión?

 

Si has respondido NO a más de una pregunta, deberías replantearte bien el dar o no la autorización a tus hijos, o bien, ver el modo de cambiar la situación para poder dar respuesta positiva a más de ellas.

Redes sociales niños

Mas allá de un tema de edad o nivel de madurez del niño/niña, es muy importante que los padres y madres seamos plenamente conscientes que las redes sociales como Instagram, Facebook, Twitter, Snapchat o Musical.ly no están diseñadas para ser utilizadas por niños menores de 13 a 14 años según la red, y que estas no pueden garantizar que nuestros hijos/hijas no estén expuestos a información sensible que pueda generar algún tipo de duda, temor, daño o desinformación.

Estas redes no nos permiten filtrar el contenido al que pueden llegar a tener acceso nuestros hijos/hijas, así que dejarles usarlas sin una correcta supervisión y sin que hayan tenido una formación previa en la importancia del uso responsable de Internet y de las normas básicas de etiqueta, o de las consecuencias de la identidad digital en su futuro, sería igual que dejarles solos con 7/8 años en un centro de una ciudad que no conocen y en la cual no conocen a nadie… ¿lo harías? ¿Entonces porque dejarles “jugar” en las redes sociales sin la previa formación?

 

Te invito a leer este post que escribí sobre las razones por las cuales, a pesar de ser yo una usuaria permanente de las redes sociales, no dejo que mi hijo pequeño las tenga, y básicamente se pueden resumir en que “las redes sociales no son un juego de niños”

Cualquier duda al respecto, podéis poneros en contacto conmigo a través de las redes sociales, además de ser bloguera, soy

cibercooperante del INCIBE, y estaré encantada de ayudarte en lo que me sea posible. Entre todos podemos hacer de la red un lugar más seguro para nuestros pequeños.

 

Catalina Echeverry Atehortúa

 

Las redes sociales no son juego de niños by